¿Home Office y con niños? ¡Sí puedes lograrlo!

Hacer Home Office  con niños en casa resulta un gran reto al que tenemos que adaptarnos, es momento de organizarte, cuida de tu tiempo y el de tus hijos. Elimina el agotamiento físico y mental evitando que tus horarios se crucen con los de tus hijos.

Sigue estos sencillos tips y cumple tu jornada laboral logrando una buena organización.

 

ADAPTA LOS ESPACIOS

Busca un espacio adecuado para tu trabajo, pero también prepara el de tus hijos para que puedan estar jugando o haciendo actividades, mientras tú estás trabajando.

Puedes designar un lugar tranquilo y ordenado para que sea tu oficina, y comunicar a tus hijos que ese espacio es sólo para ti.

Por otro lado, escoge un sitio de tu casa para sus actividades, incluso puedes designar un espacio para aprender y otro para jugar, así evitarás su aburrimiento.

Si son pequeños acondiciona un lugar lugar cercano a ti para que puedas vigilar lo que hacen, para que, mientras juega o duerme, puedas supervisar sin tener que frenar tu actividad para desplazarte.

ORGANIZA TU AGENDA

Imagina que tienes una videoconferencia o llamada con tus clientes o compañeros de trabajo, y que no puedes concentrarte del todo porque tus niños están jugando cerca. Organiza tu agenda para que puedas atender este tipo de situaciones en un horario donde no debas vigilarlos al mismo tiempo.

PONLES RETOS Y OCUPACIONES

Dentro de sus rutinas, es importante incluir actividades escolares, actividades recreativas y juegos, tareas del hogar y momentos de descanso. Las actividades retadoras y recreativas ayudan a mantenerlos entretenidos, que los mantengan entreteniéndose y activos, al mismo tiempo que tú.

SIGUE TUS HORARIOS

Que tu agenda laboral no se vuelva más importante que convivir con tu familia.

Es importante tomar un tiempo del día para descansar, no sobrepasar las horas de trabajo y asignar responsabilidades para evitar que todas las tareas recaigan en una sola persona.

Es importante que aprendas que pendientes siempre habrá, lo importante es descansar ya que es esencial cuidar la salud física, mental y emocional sobre todo en estas épocas.

¡Cuida de ti y de tu familia!